La Matanza

Sed sagittis, elit egestas rutrum vehicula, neque dolor fringilla lacus, ut rhoncus turpis augue vitae libero. Nam risus velit, rhoncus eget consectetur id, posuere eget diam pretium cursus at ligula.

Esta zona sufría a menudo las incursiones de los moros que se habían quedado en Abanilla, convertidos en moriscos y amparados por los Comendadores de la Orden de Calatrava. Estas tierras eran parte del extenso Campo de la Matanza, que tras la Reconquista quedaron repartidas entre los Reinos de Castilla y Aragón, dependientes de Murcia y Orihuela. Siendo propiedad del Concejo de Murcia, éste las cedía a quien lo solicitaba, para su cultivo pero habían de ser devueltas si se dejaban de cultivar. De dichas cesiones se tienen referencias históricas del s. XV. El poblamiento fue difícil y lento: en el censo más antiguo que se conoce (Censo de Matanza de 1771) figuran 37 contribuyentes.

 
 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario.
Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies