Arrancan las obras para modernizar las calles Santa Matilde, Campoamor y Tirso de Molina

El Ayuntamiento destina 116.559 euros a mejorar su pavimento, accesibilidad y servicios de agua potable y saneamiento

Tres calles del barrio de la Carretera de Abanilla serán modernizadas a lo largo de los próximos tres meses. Se trata de las vías Santa Matilde, Campoamor y Tirso de Molina, todas perpendiculares a la avenida Poeta Julián Andúgar, donde el pasado martes comenzó a ejecutarse un proyecto de eliminación de barreras arquitectónicas, renovación del pavimento y mejora de los servicios básicos de saneamiento y abastecimiento de agua potable.

Los trabajos, financiados íntegramente por el Ayuntamiento de Santomera a través de la Concejalía de Obras y Servicios, contaban con un presupuesto de licitación de 143.704,94 euros. No obstante, gracias a la petición de varias ofertas, esa cantidad logró rebajarse finalmente hasta los 116.559,64 euros, lo que implica una baja de casi el 19% y un ahorro de 27.145,3 euros. Como viene sucediendo en los últimos meses, en el proceso de adjudicación se han considerado, además de los económicos, también criterios medioambientales y sociales, entre los que destaca la obligación de que la empresa ganadora del concurso –en este caso, Ayllonza SL– contrate como peón durante un periodo mínimo de tres meses a una persona empadronada en nuestro municipio y adscrita al Sistema Nacional de Garantía Juvenil.

Aunque el plazo de ejecución de las obras es de tres meses, tanto los servicios técnicos municipales como Ayllonza SL, la empresa ganadora del concurso, confían en poder concluirlas antes para reducir al máximo las molestias ocasionadas al vecindario. Con ese mismo objetivo, los operarios concentrarán sus esfuerzos de forma secuencial en cada una de las tres vías: comenzaron por la calle Tirso de Molina, el pasado martes, y solo se desplazarán a Campoamor, y después a Santa Matilde, cuando la primera de ellas esté finalizada.

Tanto en Tirso de Molina como en Campoamor, el pavimento actual será reemplazado por plataforma única de adoquín, mientras que Santa Matilde conservará su distribución, aunque con aceras y asfalto renovados. La actuación sí será común en las tres calles en cuanto a la completa modernización de sus redes de abastecimiento de agua potable y saneamiento, que incluye la sustitución de las tuberías de fibrocemento y de las acometidas de plomo por otras de PVC, de los contadores generales, válvulas, pozos de registro e imbornales de drenaje.